Mirame Tv

Un gigante de cincuenta campos de fútbol

El último proyecto de Ambrosio Jiménez mantiene un área comercial de 195.000 metros cuadrados junto a un parque jurásico en Adeje / Cifra en 117 millones las ventas del hipermercado al segundo año de abrir

El nuevo proyecto para levantar un parque comercial de grandes dimensiones en la zona de Las Torres, en el municipio de Adeje, toma forma sobre la mesa del alcalde, José Miguel Rodríguez Fraga (PSOE). La última propuesta del empresario Ambrosio Jiménez, dueño de una parte de los terrenos, el resto pertenecen a Golf Costa Adeje SA, plantea la construcción de un área destinada a un hipermercado, junto a una amplia superficie de tiendas, y un parque jurásico. Las instalaciones ocuparían, de llevarse a cabo al pie de la letra, un total de 365.000 metros cuadrados, según consta en la documentación aportada por el promotor al Ayuntamiento tinerfeño, a la que ha tenido acceso mirametv.com.

La modificación del proyecto inicial mantiene un área de 195.000 metros cuadrados dedicados a un parque comercial, de los que 45.000 se destinarán a superficie bruta alquilable, con 2.040 plazas de parking privado y 1.300 públicas. Un espacio que supera al que en la actualidad ocupan las instalaciones completas del Centro Comercial Meridiano, en Santa Cruz de Tenerife, con 112.700 metros cuadrados. La gran novedad es el parque jurásico que incorpora Ambrosio Jiménez, y que será financiado por inversores externos, con un área total de 170.000 metros cuadrados y 2.000 aparcamientos, 1.700 públicos.

Un gigante de 36,5 hectáreas, más de 50 campos de fútbol, en el que además se prevé la instalación de una firma internacional de grandes superficies, aún por confirmar. Un hipermercado que ingresaría, según los datos que aparecen en el proyecto, unas ventas potenciales de 117,5 millones de euros el segundo año de su apertura, de los que 96 millones procederían de clientes residentes en Tenerife y el resto del mercado turístico. Los cálculos que se barajan hablan de un área de influencia que alcanzaría a 219.730 habitantes, de los que tres de cada cuatro estarían a menos de media hora en coche.   

El documento donde se trazan las líneas básicas que componen el futuro parque comercial, y que está en poder de Rodríguez Fraga desde mediados de año, lleva el sello de Promotora Arona SL, una sociedad familiar que hasta 2010 tuvo como responsable único al propio Ambrosio Jiménez, año en el que tenía un capital reconocido de 1,4 millones, y que en la actualidad tiene como administradores mancomunados a dos de sus hijos: José Manuel Jiménez y Gema Jiménez. Llama la atención que en la web de la sociedad no figura el proyecto entregado al alcalde con las últimas modificaciones, sino el anterior boceto del parque comercial que inicialmente se planificó. Sí figuran en la página otras conocidas iniciativas de la empresa, como los parques comerciales promovidos en los municipios de La Orotava y La Laguna, en Tenerife, o de Tamaraceite, en Gran Canaria.

El propio Rodríguez Fraga reconoció el pasado 7 de diciembre, en una entrevista en el periódico La Opinión de Tenerife, que "se va a hacer un parque temático con una zona comercial a su lado", aunque insistió en que "en absoluto" va a ser tan grande como se preveía. Pese a que no supo precisar la superficie que ocupará el proyecto, admitió que ya tiene "30.000 metros de edificabilidad comercial aprobados", una cifra inferior a los cálculos que maneja el promotor y que constan en la documentación que posee el dirigente socialista.

 

Guerra empresarial

Después de varios años de recursos administrativos y judiciales y una intensa guerra para controlar el futuro de los casi 400.000 metros cuadrados de la zona de Las Torres, el reloj aprieta, más aún con unas elecciones a la vuelta de la esquina, por lo que la intención del alcalde de Adeje es presentar el nuevo proyecto en las próximas semanas, según ha podido saber este portal de noticias.

La nueva vuelta de tuerca de Jiménez conlleva la inclusión de un parque jurásico como principal oferta de ocio, pero no renuncia al gran centro comercial que el empresario impulsa desde el principio y que tantas quejas ha levantado en el tejido empresarial del sur de Tenerife, donde sus principales representantes han orquestado una estrategia para buscar a nuevos inversores que promocionen parques de atracciones.

La Asociación de Empresarios del Sur está al tanto de la operación, al menos, desde el pasado mes de agosto, como demuestra un correo electrónico que circuló entre varios socios donde se tejía una hoja de ruta para comprar la parte de los terrenos propiedad de Ambrosio Jiménez y buscar fórmulas para financiar el resto. En la comunicación se reconocía la incorporación del parque jurásico y se daba cuenta de que el proyecto estaba ya en manos del alcalde, a la vez que se insistía en la necesidad de contactar con nuevos promotores para impulsar parques de ocio como alternativa a la propuesta comercial.