Mirame Tv

La Policía de Santa Cruz desmantela 31 botellones durante el fin de semana

Los agentes municipales levantan 232 actas en los últimos siete días, más de la mitad a personas que no llevaban puesta la mascarilla

 

La Policía Local de Santa Cruz de Tenerife ha instruido 232 actas de infracción a lo largo de la última semana, de las que el 59 por ciento, unos 139 casos, se derivan de la no utilización de las mascarillas obligatorias. Los miembros de este cuerpo policial siguen esforzándose en hacer cumplir las normas preventivas establecidas por las diferentes administraciones para frenar el contagio de la COVID 19, máxime cuando en la isla de Tenerife se ha ampliado el denominado "semáforo rojo" hasta el próximo 4 de diciembre.

En el apartado del uso de mascarillas se ha intervenido tanto en espacios públicos como privados, en locales, parques y plazas e incluso se ha tenido que actuar con un grupo de personas que se negaron reiteradamente a utilizar este elemento preventivo, llegando a la detención de uno de ellos, de 55 años, el pasado sábado. Esta circunstancia, y los datos de esta semana, apuntan a que aumentan también los casos de desobediencia a los agentes de la autoridad o falta de respeto a sus indicaciones en esta materia, alcanzando 20 incidentes catalogados y sancionados de esta manera.

La concejala delegada de Seguridad Ciudadana, Vial y Movilidad del Ayuntamiento santacrucero, Evelyn Alonso, destacó "seguimos haciendo recorridos policiales para que se cumplan los cierres de espacios públicos, para evitar aglomeraciones de personas en la que es más probable no cumplir con la normativa actual". Alonso recordó "estamos multiplicando los servicios policiales, la cantidad de agentes en las calles, pero insistimos en que esta pandemia únicamente puede pararse con la responsabilidad individual de cada persona, nuestra Policía Local hace todo lo que puede y más, pero tenemos que colaborar". 

Otro foco de trabajo policial sigue siendo el control y la erradicación de los denominados botellones, en especial durante el fin de semana, cuando se desmantelaron 31 casos. En cuanto a los puntos donde se localizaron estas prácticas destacan la carretera de Los Campitos; zona trasera del Palmetum; alrededores del pabellón Ana Bautista; calle Simbad, en Ofra, y entorno del cementerio de San Rafael y San Roque. También se ha mantenido la vigilancia en las zonas abiertas como parques, canchas y plazas, determinadas por las instrucciones municipales sobre horarios, cierre y condiciones de uso en cada una de ellas.

En especial, la noche del sábado fue necesario acudir a 11 domicilios particulares en los que, mayoritariamente, además de las molestias causadas por molestias y ruidos, se incumplían las medidas preventivas en cuanto a número de personas reunidas y otras normas sanitarias vigentes. También se personó la Policía Local en diversos locales que incumplieron los horarios de cierre, no contaban con las preceptivas licencias o que, en su interior o terrazas, no se atenían a las normas sanitarias. Dichos establecimientos se situaban en zonas como Cruz del Señor, calle Ramón y Cajal, parque Las Indias, El Toscal o barrio Salamanca.

Además de esas intervenciones en unos ocho locales, también se tramitaron otras actas por fumar en lugares prohibidos; incumplir los aforos permitidos u organizar eventos no autorizados. En cuanto a las actas por tenencia o consumo de sustancias estupefacientes se tramitaron 27 propuestas de sanción.