Mirame Tv

Arona desaloja un nuevo asentamiento de caravanas y chabolas en Los Cristianos

Después de una aviso de la Policía Local, los residentes en estas infraviviendas retiraron sus enseres voluntariamente

El Ayuntamiento de Arona ha procedido a la retirada de caravanas, autocaravanas y chabolas que se encontraban ocupando el espacio público en la calle Francisco Miranda Andrade, en Los Cristianos, evitando así que se pudiera crear un nuevo asentamiento informal.

Ayer jueves, agentes de la Policía Local de Arona se desplazaron hasta el lugar para informar a los allí presentes de que hoy, viernes, deberían retirar de la zona sus enseres y vehículos, hecho que realizaron voluntariamente y sin ningún tipo de contratiempos. 

Como consecuencia del desalojo del CC Los Tarajales, se habían desplazado varias personas a dicha zona de la calle Francisco Miranda, generando un asentamiento informal que amenazaba con convertirse en un foco de insalubridad o problemas de convivencia.

El Área de Seguridad, liderada por Francisco Marichal, puso en marcha este dispositivo realizado por la Policía Local, cuyos agentes se encargaron de informar a las personas, en el caso de que lo necesitaran, de los recursos que ofrece la concejalía de Servicios Sociales del Ayuntamiento.

Ente dispositivo especial se encuentra dentro del programa puesto en marcha por la Policía Local para reforzar su presencia en Los Cristianos ante el aumento de personas sin hogar. El objetivo de los agentes es poner especial vigilancia en el cuidado de las normas de convivencia y remitir a toda persona que lo necesite a Servicios Sociales, que cuenta con numerosos recursos, entre ellos uno específico para personas sin hogar, denominado Housing First.

El de las personas sin hogar es, ante todo, una cuestión humanitaria y no de seguridad. Que una persona sufra una situación de estas características no significa que constituya un problema de seguridad pública. Creer que esto es así es un fenómeno que se denomina aporofobia.

El edil de Seguridad, Francisco Marichal, afirma que “se ha procedido a esta retirada porque la acumulación de caravanas y chabolas, que se encontraban en suelo público, podía convertirse en un foco de insalubridad, además de potenciar la exclusión social y dar una mala imagen para el municipio”. El concejal, igualmente, quiso hacer hincapié en que “el sinhogarismo no es un problema de seguridad, es un problema social. No podemos discriminar a estas personas sino ayudarlas y derivarlas a los recursos que dispone el área de Servicios Sociales”.