Mirame Tv

El caso del perro golpeado hasta casi la muerte provoca la movilización de miles de canarios

Conmoción en la sociedad de Lanzarote por un atroz ataque a un perro en el Volcán de la Corona / Los autores, dos hombres que no han podido ser identificados, fueron sorprendidos por una pareja que paseaba por la zona / Las redes sociales 'arden' en señal de repulsa hacia el maltrato animal

King lucha por sobrevivir. Los veterinarios creían que no superaría si quiera las primeras 24 horas de vida, pero lo ha hecho. Este perro de Lanzarote, rebautizado con ese nombre por sus salvadores, fue golpeado con piedras y palos hasta casi la muerte el pasado domingo. Los autores de la paliza, dos hombres que todavía no han podido ser identificados, fueron sorprendidos por una pareja que paseaba por el entorno del Volcán de la Corona, en el municipio de Haría, cuando intentaban matar al animal. Inmediatamente la Policía Local informó a la protectora Sara de lo sucedido para que esta ONG activara su protocolo de emergencia. Consiguieron localizar a King y trasladarlo hasta sus instalaciones. Allí, en el hospital, la veterinaria valoró al perro, que sufría fuertes contusiones en la cabeza, posiblemente con rotura del cráneo, además de un edema pulmonar. En un primer momento el animal no paraba de sangrar por su nariz y su boca y tenía líquido en los pulmones, tiene el corazón desplazado e indicios de que pudieron intentar ahorcarlo. Además, desde la plataforma dicen que King llegó en condiciones de "extrema delgadez" y "desnutrición", con anemia y "físicamente agotado". El pronóstico entonces era grave y desde Sara pensaban que no sobreviviría. Sin embargo King empieza a recuperarse de la paliza y "ya come y se levanta", según señala Ana Belén Domínguez, portavoz de la ONG. Domínguez dice que en Sara están "muy esperanzados porque King está luchando con todas sus fuerzas por sobrevivir". Desde la organización aseguran que no tienen noticias de quienes han podido realizar el ataque pero están preguntando a los vecinos de la zona si alguien sabe a quién pertenecía el animal.

Mientras tanto la Policía Local y la Guardia Civil investigan lo sucedido para encontrar a los culpables de una atroz paliza que ha generado una enorme contestación social en Canarias en repulsa de lo sucedido. Las redes sociales han sido la principal plataforma en la que se han alzado las voces que lamentan lo sucedido y se pronuncian en contra del maltrato animal.  Las entradas sobre el ataque que ha publicado en su página de Facebook la ONG Sara han sido compartidas por miles de usuarios que también se han interesado por el estado de salud de King y han pedido justicia. En la red social Twitter la movilización se evidencia a través de la etiqueta '#AyudemosAKing', que han utilizado ya cientos de perfiles para mostrar su apoyo.

Por desgracia, el caso de King no es un caso aislado. Hace tres semanas llegaba hasta la protectora conejera el caso de una perra que también fue apaleada. Perdió un ojo y fue abandonada en medio de la carretera. Estuvo a punto de ser atropellada por un vehículo pero ha conseguido recuperarse.

Desde la ONG piden a la ciudadanía que "no sea cómplice con el silencio" y que si alguna persona conoce algún caso de maltrato animal en su entorno  que "no tenga miedo de las represalias" a la hora de denunciarlo porque "puede hacerlo de forma anónima". Desde Sara persiguen la defensa de los animales porque "ellos no tienen voz para defenderse". Todo aquel que lo desee puede colaborar con el caso de King y con la actividad habitual de esta organización a través de las vías habilitadas en su página web 'www.saraprotectora.org'.